LA PRESENCIA DE DIOS EN MEDIO DE LA HISTORIA DEL HOMBRE.



A lo largo de la historia, Dios ha hablado a los hombres de muchas maneras, hoy nos ha hablado por medio de Jesucristo. Él se hace hoy presente en medio de su Iglesia, la Iglesia que él ha querido fundar. Cristo, única promesa de felicidad, se hace presente en la realidad de cada día, en cada hombre y en cada acontecimiento.

Por ello, este blog lo que pretende es reconocer a través de los hechos en la Iglesia, la presencia de Dios en medio de su Pueblo.

domingo, 10 de septiembre de 2017

Pensamientos

3.09.2017

 

PADRE PIERINO: El amor al Señor induce a rezar; la razón reflexiona para tardar en rezar; las tareas hacen descuidar la oración y la mundanidad la hace saltar.

 

L’amore al Signore induce a pregare; la ragione riflette per tardare a pregare; gli impegni fanno trascurare la preghiera e la mondanità la fa saltare.

 

PADRE PÍO:

 

Jesús quiere agitarte, sacudirte, moverte y cribarte como al trigo, para que tu espíritu alcance la limpieza y pureza que él desea. ¿Acaso se podría guardar el trigo en el granero si no está limpio de toda clase de cizaña o de paja? ¿Puede acaso el lino conservarse en el cajón del dueño si antes no se ha vuelto cándido? Y así debe ser también en el alma elegida.

Comprendo que parezca que las tentaciones más bien manchan que purifican el espíritu; pero, de ningún modo es así. Escuchemos cuál es el lenguaje de los santos en relación a esto; y a ti te baste saber lo que dice el gran san Francisco de Sales, que las tentaciones son como el jabón que, desparramado sobre la ropa, parece ensuciarla, pero en verdad la limpia.

 (11 de abril de 1914, a Raffaelina Cerase – Ep. II, p. 68)

4.09.2017

 

PADRE PIERINO: Si Jesús dijo rezar siempre, es cierto que la oración no cansa.  Si te cansa, es signo que no rezas siempre.

 

Se Gesù ha detto di pregare sempre, è certo che la preghiera non stanca. Se ti stanca, è segno che non preghi sempre.

 

PADRE PÍO:

 

No te deben atemorizar las innumerables tentaciones que te asaltan de continuo, pues el Espíritu Santo anuncia al alma devota que, si se decide a avanzar por los caminos de Dios, debe disponerse y prepararse para la tentación. Por eso, ¡ánimo!, que la prueba cierta e infalible de la elección de un alma para su perfección es la tentación, en la que la pobrecita será puesta como signo de contradicción en medio de la tempestad. Que nos anime a soportar la dificultad la vida de todos los santos, que no estuvieron libres de esta prueba.

La tentación no respeta a ningún elegido. Ni siquiera respetó al apóstol de las gentes, que, después de haber sido arrebatado en vida al paraíso, fue tal la prueba a la que se vio sometido, que satanás llegó a abofetearlo. ¡Dios mío!, ¡¿quién podrá leer aquellas páginas sin sentir que se le hiela la sangre en las venas?! ¡Cuántas lágrimas, cuántos suspiros, cuántos gemidos, cuántas súplicas, no elevaba este santo apóstol, pidiendo al Señor que retirara de él esta dolorosísima prueba! ¿Y cuál fue la respuesta de Jesús? No otra sino ésta: «Te basta mi gracia... », «la virtud se perfecciona en la enfermedad, en la prueba».

(4 de septiembre de 1916, a María Gargani – Ep. III, p. 241)

 

5.09.2017

 

PADRE PIERINO: La oración invoca a Jesús para que esté a tu lado y Él nunca te puede cansar, así como en el Cielo los Ángeles y los Santos nunca se cansan de estar con Jesús.

 

La preghiera invoca Gesù perché stia al tuo fianco ed Egli non ti può mai stancare, come in Cielo gli Angeli e i Santi non si stancano mai di stare con Gesù.

 

PADRE PÍO:

 

¡Ánimo! Jesús, por medio de quien ha elegido por tu guía, también a ti te dirige la misma voz que hizo oír a san Pablo. Combate como valiente y obtendrás el premio de las almas fuertes. No te abandones nunca a ti misma. En los momentos en los que la lucha es más dura y el abatimiento más fuerte, recurre a la oración; confía en Dios y no sucumbirás nunca a la tentación. Has de saber que, si el Señor te pone a prueba, nunca permitirá que ésta sea superior a tus fuerzas. Si te desprecia el mundo, alégrate, porque el primer odio lo soportó el autor de la vida, el divino Maestro. Si vives atribulada y afligida por toda clase de privaciones, de tentaciones y de pruebas por parte del demonio y de sus secuaces, levanta la mirada a lo alto, anímate; el Señor está contigo y no hay lugar para el temor.

El enemigo te hace la guerra, pero nunca podrá morderte. Lucha como valiente; lucha siempre contra los apetitos de la carne, contra las vanidades del mundo, contra las seducciones del oro y de los honores, con los que el demonio te tienta de continuo. Es cierto que el combate es terrible y penosa la lucha; pero, ¡arriba los corazones!; ten fija la mirada en lo alto; que te estimulen el mérito del triunfo, el consuelo inefable, la gloria inmortal que con esto damos a Dios.

(4 de septiembre de 1916, a María Gargani – Ep. III, p. 241)

 

6.09.2017

 

PADRE PIERINO: Quien ha rezado mucho y bien nunca puede cansarse, porque ha tenido experiencia de la comunión con Dios, que es la fuerza infinita.

 

Chi ha pregato molto e bene non può stancarsi mai, perché ha avuto esperienza della comunione con Dio, che è la forza infinita.

 

PADRE PÍO:

 

Mi estado actual, padre mío, deja mucho que desear; me siento muy abatido. Veo que las cruces se suman a las cruces, los dolores a los dolores, y no podría tenerme en pie si la inmediata intervención del Padre del cielo no me sostuviera con su brazo omnipotente.

Al malestar físico se van añadiendo las duras luchas del espíritu. Nubes oscurísimas son cada día más densas en el cielo de mi pobre alma. Jesús está siempre conmigo, es cierto; pero ¡qué dolorosa, padre mío, es la prueba que somete al alma al peligro de ofender al esposo divino! Pero, ¡viva siempre Dios! La esperanza de vencer y salir victorioso y la decisión de seguir combatiendo no se me debilitan nunca.

(7 de septiembre de 1914, al P. Agustín de San Marco in Lamis – Ep. I, p. 582)

7.09.2017

 

PADRE PIERINO: La Eucaristía es alimento de la vida divina.  Entre más crees en el alimento divino mucho más crees en tu vida divina

 

L’Eucaristia è cibo della vita divina. Tanto credi al cibo divino quanto credi alla tua vita divina.

 

PADRE PÍO:

 

Sean dadas infinitas gracias al piadoso Jesús por haber enjugado las lágrimas de su Iglesia y haber consolado la viudedad de ésta enviándole su jefe, y porque todo se ha desarrollado según el corazón de Dios. Deseemos al nuevo pontífice que sea de verdad un digno sucesor del gran papa que ha sido Pío X. Alma verdaderamente noble y santa, que Roma nunca tuvo otra igual.

Hombre del pueblo, nunca disimuló su condición humilde. Fue en verdad el pastor supremamente bueno, el rey extremadamente pacífico, el dulce y misericordioso Jesús en la tierra. Oh, nosotros recordaremos al pontífice bueno, más por tener un intercesor ante el Altísimo que para elevar al cielo nuestra plegaria fervorosa por el descanso eterno de su alma santa.

Él ha sido la primera, mayor y más inocente víctima de la guerra fratricida que nos ensordece con armas y soldados, y que llena de terror a Europa entera. No pudo resistir más el desencadenamiento de la temible tempestad; y su corazón, que había sido durante toda su vida fuente de un apostolado de paz para todo el mundo, se rompió en un estallido de dolor.

No hay duda de que él se ha ido de este mundo únicamente por el gran amor que le abrasaba el pecho.

Oremos, padre mío, por el cese de las hostilidades; desarmemos el brazo del divino juez, justamente airado contra las naciones, que nada quieren saber de la ley de amor.

(7 de septiembre de 1914, al P. Agustín de San Marco in Lamis – Ep. I, p. 582)








domingo, 3 de septiembre de 2017

Pensamientos

1.09.2017

 
PADRE PIERINO: Vivamos el mes de setiembre delante de Jesús Crucificado, de la Dolorosa y de la Virgen del Pueblo, de los Arcángeles Miguel, Gabriel y Rafael, de San Francisco, de nuestro querido Padre Pío y de los santos mártires Genaro, Cósimo y Damián.

 

Viviamo il mese di settembre dinanzi a Gesù Crocifisso, all’Addolorata e alla madonna del Popolo, agli Arcangeli Michele, Gabriele e Raffaele, a San Francesco, al nostro caro Padre Pio e ai santi martiri Gennaro, Cosimo e Damiano.

 

PADRE PÍO:

 

Abandona lo que el enemigo insistentemente va soplando a tu alma, queriendo hacerte creer que estás muy cerca de perderte. Desprecia esas maliciosas insinuaciones y vive tranquila, porque el Señor está todavía mucho más contigo en las tribulaciones. También la sagrada escritura nos asegura que un alma atribulada está unida a su Dios: «Con ella estoy, dice Dios, en las tribulaciones». Ánimo, pues, y no temas, porque es también cierto que el alma que teme perderse no se pierde, y que la que combate mirando a Dios, cantará victoria, entonará el himno del triunfo. No hay motivo para asustarse, mi Raffaelina, pues el Padre del cielo nos ha prometido la ayuda necesaria para no ser vencidos por las tentaciones.

(10 de abril de 1915, a Raffaelina Cerase – Ep. II, p. 393)

2.09.2017

 

PADRE PIERINO: En cada decisión reza, reza mucho, porque no tardará la luz del Señor, para hacer con santa valentía lo que es justo.

 

In ogni decisione prega, prega molto, perché non tarderà la luce del Signore, per fare con santo coraggio ciò che è giusto.

 

PADRE PÍO:

 

Cuando el enemigo quiera abrir una brecha en tu corazón para tomarlo por asalto con ese temor del pasado, piensa que el pasado ya quedó perdido en el océano de la bondad del cielo; y, por tanto, concéntrate en el presente, en el que Jesús está contigo y te ama; piensa en el futuro, cuando Jesús recompensará tu fidelidad y resignación o, mejor, todas aquellas gracias que él te ha regalado y te regala de continuo, de las que tú ciertamente no has abusado nunca maliciosamente. Por tanto, querría rogarte que, en cuanto te sea posible (porque a lo imposible nadie está obligado), depongas todo temor y mantengas siempre la confianza, la fe, el amor.

Decía la virgen sor Teresa del Niño Jesús: «¡Nosotros seremos juzgados por el amor!». ¿Entonces?... Amemos a Jesús. Dejemos que él actúe en nosotros como más le agrade, sabiendo que sus actuaciones están orientadas siempre a su mayor gloria y a nuestra mayor santificación.

(8 de octubre de 1915, a Raffaelina Cerase – Ep. II, p. 509)

 

2.09.2017

 

PADRE PIERINO: En cada decisión reza, reza mucho, porque no tardará la luz del Señor, para hacer con santa valentía lo que es justo.

 

In ogni decisione prega, prega molto, perché non tarderà la luce del Signore, per fare con santo coraggio ciò che è giusto.

 

PADRE PÍO:

 

Cuando el enemigo quiera abrir una brecha en tu corazón para tomarlo por asalto con ese temor del pasado, piensa que el pasado ya quedó perdido en el océano de la bondad del cielo; y, por tanto, concéntrate en el presente, en el que Jesús está contigo y te ama; piensa en el futuro, cuando Jesús recompensará tu fidelidad y resignación o, mejor, todas aquellas gracias que él te ha regalado y te regala de continuo, de las que tú ciertamente no has abusado nunca maliciosamente. Por tanto, querría rogarte que, en cuanto te sea posible (porque a lo imposible nadie está obligado), depongas todo temor y mantengas siempre la confianza, la fe, el amor.

Decía la virgen sor Teresa del Niño Jesús: «¡Nosotros seremos juzgados por el amor!». ¿Entonces?... Amemos a Jesús. Dejemos que él actúe en nosotros como más le agrade, sabiendo que sus actuaciones están orientadas siempre a su mayor gloria y a nuestra mayor santificación.

(8 de octubre de 1915, a Raffaelina Cerase – Ep. II, p. 509)

 

3.09.2017

 

PADRE PIERINO: El amor al Señor induce a rezar; la razón reflexiona para tardar en rezar; las tareas hacen descuidar la oración y la mundanidad la hace saltar.

 

L’amore al Signore induce a pregare; la ragione riflette per tardare a pregare; gli impegni fanno trascurare la preghiera e la mondanità la fa saltare.

 

PADRE PÍO:

 

Jesús quiere agitarte, sacudirte, moverte y cribarte como al trigo, para que tu espíritu alcance la limpieza y pureza que él desea. ¿Acaso se podría guardar el trigo en el granero si no está limpio de toda clase de cizaña o de paja? ¿Puede acaso el lino conservarse en el cajón del dueño si antes no se ha vuelto cándido? Y así debe ser también en el alma elegida.

Comprendo que parezca que las tentaciones más bien manchan que purifican el espíritu; pero, de ningún modo es así. Escuchemos cuál es el lenguaje de los santos en relación a esto; y a ti te baste saber lo que dice el gran san Francisco de Sales, que las tentaciones son como el jabón que, desparramado sobre la ropa, parece ensuciarla, pero en verdad la limpia.

 (11 de abril de 1914, a Raffaelina Cerase – Ep. II, p. 68)




1.09.2017

 

PADRE PIERINO: Vivamos el mes de setiembre delante de Jesús Crucificado, de la Dolorosa y de la Virgen del Pueblo, de los Arcángeles Miguel, Gabriel y Rafael, de San Francisco, de nuestro querido Padre Pío y de los santos mártires Genaro, Cósimo y Damián.

 

Viviamo il mese di settembre dinanzi a Gesù Crocifisso, all’Addolorata e alla madonna del Popolo, agli Arcangeli Michele, Gabriele e Raffaele, a San Francesco, al nostro caro Padre Pio e ai santi martiri Gennaro, Cosimo e Damiano.

 

PADRE PÍO:

 

Abandona lo que el enemigo insistentemente va soplando a tu alma, queriendo hacerte creer que estás muy cerca de perderte. Desprecia esas maliciosas insinuaciones y vive tranquila, porque el Señor está todavía mucho más contigo en las tribulaciones. También la sagrada escritura nos asegura que un alma atribulada está unida a su Dios: «Con ella estoy, dice Dios, en las tribulaciones». Ánimo, pues, y no temas, porque es también cierto que el alma que teme perderse no se pierde, y que la que combate mirando a Dios, cantará victoria, entonará el himno del triunfo. No hay motivo para asustarse, mi Raffaelina, pues el Padre del cielo nos ha prometido la ayuda necesaria para no ser vencidos por las tentaciones.

(10 de abril de 1915, a Raffaelina Cerase – Ep. II, p. 393)

2.09.2017

 

PADRE PIERINO: En cada decisión reza, reza mucho, porque no tardará la luz del Señor, para hacer con santa valentía lo que es justo.

 

In ogni decisione prega, prega molto, perché non tarderà la luce del Signore, per fare con santo coraggio ciò che è giusto.

 

PADRE PÍO:

 

Cuando el enemigo quiera abrir una brecha en tu corazón para tomarlo por asalto con ese temor del pasado, piensa que el pasado ya quedó perdido en el océano de la bondad del cielo; y, por tanto, concéntrate en el presente, en el que Jesús está contigo y te ama; piensa en el futuro, cuando Jesús recompensará tu fidelidad y resignación o, mejor, todas aquellas gracias que él te ha regalado y te regala de continuo, de las que tú ciertamente no has abusado nunca maliciosamente. Por tanto, querría rogarte que, en cuanto te sea posible (porque a lo imposible nadie está obligado), depongas todo temor y mantengas siempre la confianza, la fe, el amor.

Decía la virgen sor Teresa del Niño Jesús: «¡Nosotros seremos juzgados por el amor!». ¿Entonces?... Amemos a Jesús. Dejemos que él actúe en nosotros como más le agrade, sabiendo que sus actuaciones están orientadas siempre a su mayor gloria y a nuestra mayor santificación.

(8 de octubre de 1915, a Raffaelina Cerase – Ep. II, p. 509)

 

3.09.2017

 

PADRE PIERINO: El amor al Señor induce a rezar; la razón reflexiona para tardar en rezar; las tareas hacen descuidar la oración y la mundanidad la hace saltar.

 

L’amore al Signore induce a pregare; la ragione riflette per tardare a pregare; gli impegni fanno trascurare la preghiera e la mondanità la fa saltare.

 

PADRE PÍO:

 

Jesús quiere agitarte, sacudirte, moverte y cribarte como al trigo, para que tu espíritu alcance la limpieza y pureza que él desea. ¿Acaso se podría guardar el trigo en el granero si no está limpio de toda clase de cizaña o de paja? ¿Puede acaso el lino conservarse en el cajón del dueño si antes no se ha vuelto cándido? Y así debe ser también en el alma elegida.

Comprendo que parezca que las tentaciones más bien manchan que purifican el espíritu; pero, de ningún modo es así. Escuchemos cuál es el lenguaje de los santos en relación a esto; y a ti te baste saber lo que dice el gran san Francisco de Sales, que las tentaciones son como el jabón que, desparramado sobre la ropa, parece ensuciarla, pero en verdad la limpia.

 (11 de abril de 1914, a Raffaelina Cerase – Ep. II, p. 68)

sábado, 26 de agosto de 2017

Pensamientos

20.08.2017

*PADRE PIERINO:* Sigue creyendo, cuando el cansancio es insistente y prolongado.  La fatiga del esfuerzo, ofrecida al Señor por amor, es de gran consuelo para Jesús.

21.08.2017

*PADRE PIERINO:* La fatiga es una presencia insistente del esfuerzo que puede procurar cansancio, dolor y suspensión del trabajo. La fatiga está regulada por el amor, por la prudencia y por la sabiduría. El esfuerzo, en modo particular, está regulado por una equilibrada prudencia que aconseja ya sea a seguir por amor o a suspender el trabajo para no comprometer la salud.

22.08.2017

*PADRE PIERINO* Jesús dijo: «Cuando estén fatigados y agobiados vengan a mí y yo les daré descanso».  El descanso de Jesús es el único en dar alivio en el sufrimiento y en la fatiga.

23.08.2017

*PADRE PIERINO*: Es natural que el hombre deba dormir. Dios creó el sueño en favor del hombre. Es justo rezar a Dios para que, después de haber dormido, el hombre pueda trabajar. Si no se logra dormir, se sigue rezando con fe: Dios no puede no venir en auxilio de quien está en pena. De lo contrario, piensa en ¡cuantas noches Jesús estuvo sin dormir por nosotros!

sábado, 19 de agosto de 2017

Pensamientos

19.08.2017

PADRE PIERINO: El cansancio es un don de Dios, cuando se sufre y se ofrece por amor.

La stanchezza è un dono di Dio, quando si soffre e si offre per amore.

PADRE PÍO:

Venga pronto el reino de Dios; santifique a su Iglesia este piadosísimo Padre; derrame abundantemente su misericordia sobre aquellas almas que hasta ahora no lo han conocido. Destruya el reino de satanás; ponga en evidencia, para confusión de esta bestia infernal, todas sus malas artimañas; haga conocer a todas las almas las claves para engañar de este triste cosaco. Este tiernísimo Padre ilumine las inteligencias de todos los hombres y llame a sus corazones, para que los fervorosos ni se enfríen ni reduzcan la marcha en los caminos de la salvación; los tibios se enfervoricen; y aquellos que se le han alejado retornen a él. Disipe también y confunda a todos los sabios de este mundo para que no combatan e impidan la propagación del reino. En fin, que este Padre tres veces santo aleje de su Iglesia las divisiones que existen e impida que se produzcan otras nuevas, para que haya un solo redil y un solo Pastor. Centuplique el número de las almas elegidas; envíe muchos santos y doctos ministros; santifique a los actuales y haga que, por medio de ellos, retorne el fervor a todas las almas cristianas. Aumente el número de los misioneros católicos, porque, todavía de nuevo, nos tenemos que lamentar con el divino Maestro: «La mies es mucha y los trabajadores son pocos».
(8 de marzo de 1915, a Anita Rodote – Ep. III, p. 61)

miércoles, 16 de agosto de 2017

Pensamientos

15.8.2017

PADRE PIERINO: La  mirada de nuestra Mamá nos llena el corazón de alegría, de paz y de seguridad.

Lo sguardo della Mamma nostra ci riempie il cuore di gioia, di pace e di sicurezza.

16.08.2017

PADRE PIERINO: El amor fraterno es el sacramento de la salvación, porque con sus buenas obras abre el Cielo a la eterna bienaventuranza.

L’amore fraterno è il sacramento della salvezza, perché con le sue opere buone apre il Cielo all’eterna beatitudine.